jueves, 22 de julio de 2010


Ya me comentaba mi padre acerca de esta repentina atención sobre los días. El de la suegra, el del amigo.

Clara, pero CLARAMENTE es fácil apuntar una crítica descuartizante a la idea de celebrar vínculos como este, en un día especial, para comprar y regalar cosas también muy especiales.
Incluso en nuestros canales favoritos de televisión, esos canales que tanto cuestionan la información que promueven, nos dicen directamente que son días inventandos (bajo excusas claramente absurdas) por publicistas (lease: gente encargada de que los ricos sigan siendo ricos :P).

Es fácil darse cuenta de que es puro blabla, es puro comercio, es pura ansia de mantener a los compradores comprando y endeudandose...típico.

Esa crítica tan cierta y tan común ya se ve incluso en los trauseuntes que comentan la situación tras las preguntas de los periodistas
-¿Qué opina usted del día de la amistad?
- yo creo que es puro comercio

Yo me pregunto a qué se debe esta comprensión repentina de lo obvio, a qué se debe la concienca colectiva de ciertos manejos comunicacionales y económicos...¿y a qué se debe que aun así sean ejes de reproducción ideológica?

De pronto me sentí bajo la clara percepción de que se me caía el mundo encima y a pesar de poder sostenerlo, prefería que se me aplastara...como cuando sabes que te caerás, pero aun así dejas que te empujen.

Creo que así estamos, con las ideas más o menos claras, con la conciencia de opresión, pero no con la fortaleza de modificar ciertas prácticas, nisiquiera con la inquietud de darles una vuelta en la propia vida.

Sí, creo que me asusta el criticismo gratuito...

0 comentarios:

Lorem ipsum

Lorem ipsum

.

| |

Ya me comentaba mi padre acerca de esta repentina atención sobre los días. El de la suegra, el del amigo.

Clara, pero CLARAMENTE es fácil apuntar una crítica descuartizante a la idea de celebrar vínculos como este, en un día especial, para comprar y regalar cosas también muy especiales.
Incluso en nuestros canales favoritos de televisión, esos canales que tanto cuestionan la información que promueven, nos dicen directamente que son días inventandos (bajo excusas claramente absurdas) por publicistas (lease: gente encargada de que los ricos sigan siendo ricos :P).

Es fácil darse cuenta de que es puro blabla, es puro comercio, es pura ansia de mantener a los compradores comprando y endeudandose...típico.

Esa crítica tan cierta y tan común ya se ve incluso en los trauseuntes que comentan la situación tras las preguntas de los periodistas
-¿Qué opina usted del día de la amistad?
- yo creo que es puro comercio

Yo me pregunto a qué se debe esta comprensión repentina de lo obvio, a qué se debe la concienca colectiva de ciertos manejos comunicacionales y económicos...¿y a qué se debe que aun así sean ejes de reproducción ideológica?

De pronto me sentí bajo la clara percepción de que se me caía el mundo encima y a pesar de poder sostenerlo, prefería que se me aplastara...como cuando sabes que te caerás, pero aun así dejas que te empujen.

Creo que así estamos, con las ideas más o menos claras, con la conciencia de opresión, pero no con la fortaleza de modificar ciertas prácticas, nisiquiera con la inquietud de darles una vuelta en la propia vida.

Sí, creo que me asusta el criticismo gratuito...

0 comentarios:

 

M A R C I A R A V A N A L Copyright © 2008 Black Brown Pop Template by Ipiet's Blogger Template